Ejecutivo revió “fatos” de casinos en CDE y Encarnación Destacado

Escrito por  Publicado en EN DESTAQUE Miércoles, 06 Junio 2018 15:28
Ejecutivo revió “fatos” de casinos en CDE y Encarnación Hotel Casino Acaray de Ciudad del Este es uno de los dos casinos al que el gobierno renovó su licencia anticipada y tras presión volvió atrás.

El viernes pasado, el directorio de Conajzar, de manera llamativa, sin llamado a licitación,  resolvió renovar la licencia de los casinos Hotel Acaray, de Ciudad del Este  y Carnaval, de Encarnación. Pero ante la presión ejercida por el gobierno entrante de Mario Abdo Benítez, Horacio Cartes revió postura y dejó sin efecto la resolución tomada por Conajzar. Ahora la interrogante es, ¿deberá devolver Conajzar el dinero ya recibido?

 

La resolución tomada por Conajzar el pasado viernes 1 de junio fue  considerada por el equipo del gobierno entrante como un nuevo golpe contra la futura gestión de Mario Abdo Benítez, y que considera ilegal lo que se hizo. El electo presidente no fue consultado al respecto, así como sobre varias otras decisiones que viene tomando Cartes a dos meses de fenecer su mandato.

 

A raíz de esta situación se dio nuevo conflicto en la semana  entre el Gobierno saliente, de Horacio Cartes, y la administración entrante de Mario Abdo Benítez. La Comisión Nacional de Juegos de Azar (Conajzar) decidió renovar por 10 años más la licencia para las empresas Azar Internacional SA (Hotel Casino Acaray de Ciudad del Este) y Casinos Paraguayos SA (Casino Carnaval de Encarnación), a partir del 2025; es decir, con siete años de anticipación ya se autorizó la prórroga. Esta acción del gobierno saliente, liderado por Horacio Cartes, generó todo tipo de suspicacias. A raíz de eso el equipo de transición de Marito mantuvo una reunión el martes en Mburuvicha Roga con Juan Ángel López Moreira (integrante del gobierno actual) y finalmente se decidió rever tan descabellada medida, que Conajzar tomó a la ligera, faltando aun 7 años para que fenezca el contrato con los dos casinos citados más arriba.

Óscar Portillo, presidente de la Conajzar, tras ganar estado público el martes el “fato” del ejecutivo intentó de justificar lo injustificable y dijo que la autorización se dio a través del directorio de la institución, el fin de semana pasado. Señaló que las empresas presentaron el pedido y ya forma parte de una tercera ampliación. La primera la pidieron en el 2007 y la segunda en el 2011, historió el mismo, quien reemplazó en el cargo a Javier Balbuena, que fue destituido al oponerse a ciertas cosas con las que no estaba de acuerdo y colisionaba con la ley. Hay que recordar que la familia del encuestador Francisco Capli es uno de los accionistas de la firma Azar Internacional SA.

"Ellos tienen un canon fijo que están pagando. En el caso de Azar Internacional es de G. 402.035.403 mensuales y Casinos Paraguayos G. 74.880.506. Cuando termine la concesión (2025) van a tener un 15% de aumento, más una serie de condicionamientos. Primero es que terminen su contrato y si cumplen con todos los condicionamientos recién entra a regir",  señaló Portillo, buscando así desviar la atención de lo que se considera un sospechoso “negociado” del actual gobierno.

Añadió que la renovación con mucho tiempo de anticipación es un trámite normal que ya se estaba haciendo en la Conajzar (sic).

Explicó que se hicieron los pedidos de renovación. Las empresas presentan una serie de inversiones que quieren hacer y para asegurar esa inversión piden que se amplíe el plazo. Era un trámite por lo visto que se hacía, no sé si normal o no, pero es el que se sigue acá, afirmó el responsable de Conajzar

Apuntó que el canon se ajusta cada año por el índice de precios al consumidor (IPC). Comentó que al casino de Asunción también se le dio la renovación anteriormente.

Portillo aseveró que las licitaciones continúan y que las prórrogas otorgadas no anulan la libre competencia ni el proceso licitatorio que se emprenden, como es el caso de Alto Paraná. En lo que se refiere a Itapúa, señaló que ya se hicieron cinco llamados y se declararon desiertos. La inversión mínima es de US$ 100 millones y además se piden 200 habitaciones en el hotel, que son requerimientos difíciles de cumplir en el Sur del país, apuntó. En Alto Paraná no se rigen las licitaciones por estos condicionamientos, agregó.

 

Está prohibida

renovación automática

Javier Balbuena, ex presidente de Conajzar, indicó que no puede haber renovación automática para los casinos y que durante su administración se estaban pidiendo inversiones determinadas como condicionamientos, en el marco de las licitaciones. Al menos Balbuena explicó claramente que la prolongación de la licencia formaba parte de un “acuerdo” entre cuatro paredes, entre los empresarios de los casinos y el ejecutivo gubernamental. Eso quedó demostrado cuando Cartes reculó y dejó sin efecto la resolución de Conajzar.

 

"La posición que yo siempre tuve fue de no ceder a ese tipo de cosas. Más todavía considerando que en las últimas licitaciones de casinos que hicimos, como fue en Amambay, pedimos US$ 10 millones de inversión. En Central pedimos US$ 100 millones de inversión y prorrogar nomás las licencias de casinos sin ese tipo de condiciones me parece injusto", comentó. Balbuena renunció al cargo en marzo pasado. Extraoficialmente se informó que fue obligado a dimitir.

Leer 61 veces

EDICION IMPRESA